Historia de una escalera valoracion critica

Share Button

VALORACIÓN CRÍTICA – El sí de las niñas de MORATÍN .Obra más famosa e importante de Moratín. Escrita en 1801 y estrenada en 1806.

Moratín defendió, en todas sus obras, la libertad de la mujer a la hora de aceptar marido a través de un argumento muy sencilloPaquita es obligada por su madre, doña Irene, a contraer matrimonio con un caballero mucho mayor que ella, don
Diego. Paquita está enamorada de un joven y apuesto militar, Carlos, sobrino de don Diego. Carlos y Paquita, a pesar de estar enamorados, están dispuestos a renunciar a él, pero don Diego se entera y es él quien renuncia para que se case la joven pareja. 

Esta comedia es una defensa de los derechos femeninos. El autor creía en la necesidad de modificar las costumbres y prejuicios mediante cierto aire de reformas. Los personajes simbolizan esa rebeldía contra los prejuicios dominantes. Los jóvenes CARLOS Y FRANCISCA, son demasiado moderadosen su oposición a la voluntad de los mayores. Su unión se debe a la generosidad del viejo DON DIEGO, FRANCISCA y CARLOS no luchan por su unión. Esto da a ver el espíritu reformista de MORATÍN (propio del Neoclasicismo), más  confiado en la bondad de reformas razonables que en una completa subversión de las costumbres de la época.  

El sí de las niñas es una comedia de perfecta construcción, con caracteres bien diseñados y un diálogo natural y adecuadamente elaborado. Aunque en la actualidad su tema haya quedado trasnochado, en aquel tiempo significó un planteamiento progresista que intentaba denunciar unas costumbres y prejuicios sociales muy arraigados.


Buero Vallejo pertenece a la generación de la que Albert Camus dijo que debía estar «al servicio de la verdad y de la libertad», y con esta obra de 1949 con la que obtuvo un gran éxito de crítica y de público en plena posguerra, el autor expresa su pasión por esos dos valores.

Es un drama comprometido con la realidad inmediata que reaparece en escena después de haber sido escamoteada durante diez años. Tiene aspectos tomados del sainete, como el ambiente, el lenguaje, las discusiones de patio de vecindad, pero a pesar de ello y de la identidad de clase social de los protagonistas, no hay ninguna relación entre ambos porque Buero no se propone una descripción costumbrista, desgarrada de tipos y ambientes, sino algo que trasciende a ellos mismos. La obra plantea el problema de la imposibilidad para las clases humildes de realizar sus ideales, tanto por falta de voluntad como por las circunstancias que los rodean. El signo escénico y dramático de esa imposibilidad es la escalera de una casa de vecindad por la que han subido a lo largo de 30 años sin poder escapar de ella. La escalera es el signo de la inmovilidad social que no conduce a ninguna parte.

La obra es la historia de un frustración individual y colectiva. Tragedia ligada a un medio social, a un ambiente opresivo, en el que la guerra civil, aunque no se hable de ella abiertamente, está siempre al fondo, es el equivalente dramático de la novela y la poesía publicada a partir de 1945: La familia de Pascual Duarte, o La Colmena, de Camilo José Cela o Hijos de la ira de Dámaso Alonso.

Valoración critica “La casa de B.Alba” Antes de la Guerra Civil española triunfa un teatro heredero del siglo anterior, pero también  se crea otro de mayor calidad que intenta una renovación que marcará la literatura posterior; este teatro renovador tiene como representantes básicos a VALLE-INCLÁN y GARCÍA LORCA.Precisamente la obra que valoramos, La casa de Bernarda Alba (1936), supone la auténtica culminación del teatro lorquiano. El tema central es el conflicto entre los principios de autoridad (representado por Bernarda) y libertad (encarnado por las hijas). Además aparecen subtemas como  la moral tradicional, la presión social sobre el individuo, las diferencias sociales, la condición de la  mujer…. Todo esto está narrado a través de la historia de Bernarda Alba que, tras la muerte de susegundo marido, impone a sus cinco hijas, como luto, una larga y rigurosa reclusión. En esta situación extrema, los conflictos, las fuerzas, las pasiones se agrandarán hasta la exasperación: los intentos de rebeldía acabarán en tragedia. El espacio escénico de esta obra de LORCA es cerrado (la casa) y consigue transmitir la sensación de opresión que sufren los personajes, perceptible a través del diálogo. Frente a este espacio cerrado aparece otro contrario, el espacio de la libertad, donde surgen el erotismo y las pasiones; sin embargo, este espacio también es el de el ‘qué dirán’. Teniendo en cuenta los personajes, destaca el hecho de que, a pesar de que todos son  mujeres, el que funciona como catalizador de la situación es un hombre al que se le nombra constantemente pero que no aparece en escena.Muchos de los personajes aparecen relacionados claramente con el significado de su nombre. Así, Bernarda (significa ‘fuerte como un oso’) llega a ser comparada con un hombre. En cuanto a las hijas, tanto por el significado de sus nombres como por la actitud que mantienen, integran una gradación que va desde la resignación a la rebeldía encarnada por Adela, la hija más joven. La estructura de esta obra es ascendente, todas las acciones y escenas están encadenadas, lasentradas y salidas de los personajes fluyen sencillamente a lo largo de toda la representación. Para concluir, llama la atención la gran maestría demostrada por LORCA en la creación de un diálogo fluido e intenso que consigue mezclar la realidad y la poesía con un sabor popular que no se vale de vulgarismos

Share Button

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.