Historia de una escalera summary

Share Button
El Novecentismo, es un movimiento intelectual y literario que sirve de puente entre la Generación del 98 y las vanguardias. Se trata de un grupo de escritores que tienden a la europeización, así como a la renovación estética de los escritos literarios, rompiendo con el desasosiego propio de la generación anterior. Los novecentistas se caracterizan por su 
preocupación por España, se trata de un grupo de intelectuales cosmopolitas, que huyen del sentimentalismo y que desarrollan una literatura de minorías. Dentro de la prosa, el ensayo. Destaca como 
ensayista, el filósofo y fundador de la Revista de Occidente, José Ortega y Gasset,. Su obra puede agrupar en tres grupos según los temas: filosof, como El tema de nuestro tiempo; políticos y sociológicos,como La rebelión de las masas; o sobre teoría artística y literaria, donde destaca
La deshumanización del arte, que analiza el arte europeo. También es destacable la figura de Eugenio d´Ors, quien acuña el termino
“Novecentismo” y utiliza gran número de neologismos y cultismos en sus obras. Destaca su obra Glosario, que trata de acometer contra la reforma moral en Cataluña. También hay producción novelística. Existen varias
formas, entre las que encontramos la novela caracterizada por el lirismo. En ésta, destaca Gabriel Miró, cuya novela tiene su base en la descripción, con el objetivo de transmitir la emoción que producen los objetos.También se desarrolla la novela intelectual, destacando Ramón Pérez de Ayala y su perspectivismo, así como la construcción de personajes que representan símbolos. Por último, la novela humorística con Wenceslao Fernández Flórez, que desarrolla un humor negro, crítico e inteligente. En cuanto a la poesía, el onubense Juan Ramón Jiménez es el principal representante. Pretende alcanzar la poesía pura. Destacan sus obras Arias tristes y Elegías. Posteriormente se desarrollará su etapa intelectual, caracterizada por la innovación y a la que pertenece Diario de un poeta recién casado. El novecentista Ramón Gómez de la Serna, será el impulsor de las vanguardias en España, un movimiento artístico entre guerras (1ª Guerra Mundial-Guerra Civil), que se caracteriza por ser radical. Gómez de la Serna es conocido por sus greguerías. Se caracterizan por penetrar en los detalles insignificantes de manera ingeniosa. Las vanguardias se caracterizan por una total libertad artística, rompiendo con el tradicionalismo. Existen diferentes corrientes, tales como el Futurismo; el Cubismo, destacando Apollinaire con sus caligramas; el dadaísmo y el Surrealismo, con el francés André Bretón, que entiende la realidad como un sueño. Las dos más destacadas en el campo de la literatura castellana son el ultraísmo y el creacionismo. En el creacionismo destaca el chileno Vicente Huidobro, quien busca a través de imágenes crear una nueva realidad que tenga sentido en sí misma. En definitiva, las vanguardias defienden la ruptura con el Naturalismo a partir de la deformación,  exageración y la experimentación con las formas y los juegos literarios, con los sonidos o las palabras para alejarse de la realidad perturbadora y refugiarse en un mundo interior (subconsciente) y misterioso que solo es entendible mediante el arte.


Historia de una escalera, cuyo primer título fue La escalera, es una de las obras teatrales más importantes de Antonio Buero Vallejo (Guadalajara 1916-Madrid 2000), escrita y representada en la segunda mitad del Siglo XX (14 de Octubre de 1949 en el Teatro Español). La obra obtendría el
premio Lope de Vega el mismo año.
El autor fue combatiente republicano y antifranquista y, desde la crítica literaria, es considerado, junto con Lorca y Valle-Inclán, uno de los dramaturgos más importantes del Siglo XX. Con esta obra, trata de criticar el régimen evitando la censura de la época al 
saber emplear la simbología.Buero Vallejo define la obra como “la tragedia de la vida” y como “un drama con esperanza”. Se trata de una isla de compromiso social dentro de un teatro caract por la evasión (años 40- 50), siendo pionero en la crítica social. La obra se caracteriza por su existencialismo que muestra los defectos, los problemas fundamentales del hombre y las injusticias de la sociedad española con un tono pesimista. El carácter, aparentemente costumbrista,retrata con eficacia la situación de pobreza y falta de salidas de una colectividad atrapada en un mundo miserable y sin futuro. Es una tragedia contemporánea caracterizada por el simbolismo, el protagonista colectivo y por remover conciencias. La obra no tiene un final definido. Los temas fundamentales de la obra son el paso del tiempo y la reiteración de actitudes, la escalera no cambia, sigue deteriorada a lo largo de los años; una escalera que representa a España. Este aspecto se refleja en el personaje de Fernando, cuyos proyectos y sueños de joven no se llevan a cabo debido a la falta de actuación; y también en el de Urbano, que cree que siempre lleva razón, sin abrirse a las ideas de los demás.
La obra se estructura en tres actos: en el primero, se presentan los personajes, las relaciones entre ellos, así como sus problemas y penurias económicas; en el segundo acto, han pasado diez años respecto del anterior, reflejando los personajes un comportamiento hipócrita que les conducirá al fracaso; y en el tercero, pasan veinte años más con un total inmovilismo, y es que la situación de España no ha avanzado. Aun así deja un hilo esperanzador al final del drama. El espacio está descrito minuciosamente en las acotaciones. En cuanto al lenguaje, se caracteriza por ser coloquial adecuado a la condición de los personajes, incluso en ocasiones tosco y vulgar. En conclusión, Antonio Buero Vallejo consigue crear una obra trágica y fuertemente crítica con la que pudo llegar a la sociedad de la época gracias a que supo mezclar una tendencia más realista con otra más simbolista. Así pues, es una obra con un fuerte simbolismo, tanto en los personajes con sus defectos, desgracias, problemas existenciales como en la escalera, inmutable; lo que permite vislumbrar la sociedad de la época en busca de un hilo esperanzador que hace reflexionar al espectador al final de la obra.
Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *